Exposición «Les Nines del Museu desfilen en Festes de Moros i Cristians»

A finales de abril, en Onil, desde hace más de doscientos años, se celebran fiestas de Moros y Cristianos. Una de las características más reconocidas de nuestras fiestas es la elaboración artesanal de las artesanal de las vistosas creaciones de vestuario.

Su alto grado de diseño y su perfecta confección se debe a la gran creatividad y profesionalidad de l@s diseñador@s, modelistas, sastres y modistas relacionados con la industria de la muñeca de Onil.

Muchos de estos creadores realizaban los bocetos de sus propuestas a capitanías, escuadras o comparsas confeccionando un prototipo sobre una muñeca, a la que vestían con todo lujo de detalles para que fuera lo más fidedigna a cómo quedaría en la persona que finalmente lo luciera.

Desde el museo queremos homenajear a todos los Artesanos del mundo de la fiesta con una pequeña exposición de las Muñecas «Boceto» de unos de estos creadores, Antonio Berenguer, el cual utilizó para todas sus artesanas elaboraciones de maniquí a la Muñeca Core de BB, durante las décadas de los años 70 y 80 del pasado siglo.

Esperamos pronto ver de nuevo por nuestras calles todos vuestros maravillosos diseños.

La muñeca Mariquita Pérez cumple 80 años

Mariquita Pérez es una muñeca ideada por doña Leonor Coello y fabricada en sus comienzos en Onil, en el taller de uno de los más prestigiosos artesanos de muñecas del momento, don Santiago Molina, que aunque comenzó a fabricarse en 1939, no se comercializó hasta el siguiente año, 1940

 

A lo largo de estos 80 años, la muñeca ha cambiado mucho su estética, comenzando a fabricarse en cartón piedra, y evolucionando hasta el vinyl actual.

Bajo la gran escalinata de caracol que da acceso a las diferentes plantas del Museo, se ha instalado un diorama de Mariquita Pérez, haciendo así un pequeño homenaje a sus más de 80 años de trayectoria. Esta exposición representa un taller de costura de la muñeca Mariquita Pérez, diseñado y creado por la empresa colivenca, cuidando hasta el más mínimo detalle.

Esta pequeña exposición está acompañada por una pieza única, una Mariquita Pérez de la década de los 40 del pasado siglo, vestida de riguroso luto, perteneciente a la familia Koplowitz y donada al Museo por Alicia Alcocer Koplowitz.

Agradecer el minucioso trabajo realizado por los trabajadores de Mariquita Pérez para que podamos disfrutar de este diorama en el museo.